Secos

Alimentos Secos

INTRODUCCION

Aunque con frecuencia solemos descuidarnos con respecto a nuestra alimentación, es un hecho que la norma debería ser distribuir los alimentos en tres porciones diarias: desayuno, almuerzo y cena, además una pequeña merienda no estaría de más.

Lamentablemente, muchas personas suelen no desayunar, y esto es un gran error, porque los nutrientes que se omiten en la mañana ya no pueden ser repuestos durante el resto del día. Por supuesto esta situación da como resultado que no se tendrá la energía necesaria para afrontar las actividades físicas e intelectuales de cada día.

Como regla general, nunca omita el desayuno, pero si en algún momento carece del tiempo necesario para prepapararlo, la menos tómese el tiempo para preparar una bebida nutritiva. Este tipo de bebidas son ricas en proteínas y carbohidratos y no toma más de cinco minutos prepararlas.

En esencia, es indispensable vigilar la conformación de cada una de las tres comidas diarias. Trate de qué el 15% este constituida por proteínas, otro 20% por grasas y el 65% restante por carbohidratos, como guía le informamos que los alimentos como el pan, pasta, arroz y las papas son ricas en carbohidratos. Otros alimentos como las carnes sin grasa (magras), el pollo (sin el cuero crudo) el pescado y los granos son ricos en proteínas. Por último, es importante indicar que hay que ser cuidadoso con los alimentos ricos en grasa (como la mantequilla, la mayonesa, el aceite y otros), ya que, los alimentos ricos en carbohidratos suelen llevar consigo grasas, por ejemplo: Papas fritas, arroz frito, etc.

Recuerde que jamás debe omitir en su dieta diaria ninguno de los tres tipos de nutrientes que hemos mencionados, ya que hay importantes razones para consumirlos, por ejemplo en el caso de los carbohidratos son una especie de combustible que nos permite realizar cualquier tipo de ejercicio, además, como los carbohidratos son almacenados en forma de glucógeno pueden ser absorbidos rápidamente, lo que ayuda a evitar fatigas prematuras. Los mejores carbohidratos son los que se obtienen del pan, los cereales, el arroz, las pastas, las papas, granos, etc.

Por otro lado, las proteínas son el elemento esencial para el mantenimiento de las fibras musculares y la elaboración de nuevas fibras. Es importante mencionar que aunque las proteínas son importantes, el consumo excesivo de las mismas no ayudará, porque nuestro organismo sólo puede metabolizar una cantidad limitada de las mismas, por lo que es razonable no abusar de su consumo.

En esta sección suministraremos una serie de recetas que nos ayudarán a preparar nuestros alimentos de manera sana y rápida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *